La intolerancia alimentaria es una reacción adversa ante la ingesta de un alimento. No guarda relación con el sistema inmunitario y sí tiene que ver con el modo en el que el organismo procesa los componentes de los alimentos.